Lo que nadie quiere oír.

el

La noche con mi chico y Marta había sido espectacular, primero toda esa pasión y después todo el romanticismo que la siguió. Insistimos para que no se fuera y, aunque un poco apretados, dormimos juntos los tres, yo en medio, disfrutando de ellos dos a cada lado. Mi chico cayó rendido, abrazado a mi espalda y Marta y yo nos procuramos caricias y mimos durante algo más de rato. Jugaba con su pelo y acariciaba su hombro bajando hasta sus pecho, haciendo dibujos con mis dedos hasta que se quedó dormida entre mis brazos.

lo que nadie quiere oír 1Camino del trabajo recordaba los tres cafés del desayuno, los besos de despedida en la puerta, nuestros caminos bifurcándose y, el deseo de que se juntaran de nuevo. Ya en el trabajo, el tedio y el aburrimiento hicieron su aparición en forma de papeles e informes, hasta que a media mañana, como si de un ángel cañero se tratara, apareció Brenda con su sonrisa pícara y sus curvas pronunciando la palabra “Café” desde lejos. De un salto cogí el bolso y en un momento estábamos en la cafetería de la esquina, pidiendo dos barraquitos y dos donuts y sentándonos en una mesita apartada. Empezamos a hablar de todo. De su viaje solo me contó que había estado tranquilo y que el jefe no había llevado a su “amiga”, aunque en seguida cambió de tema. “Creo que nunca te he dado las gracias por presentarme a Tania”, dijo. “Bueno, si esa llamada a tres se puede llamar presentación…”, reímos las dos. Sus manos, perfectamente arregladas aguantaban la taza como si flotara, y sus labios tomaban sorbos del dulce café sin deshacerse de esa sonrisa lujuriosa con la que siempre me miraba.

lo que nadie quiere oír 2“Yo era como tú”, empezó a decir, “Me encantaban las chicas y con mi marido hice más de un trío, pero nunca pensé que me pudiera enamorar de una chica…” Como un flash vinieron a mi mente todas aquellas fotos suyas junto a un hombre, atractivo y elegante como ella. Mi cara de sorpresa tuvo que ser mayúscula para que, sin preguntar, me explicara la situación. “Me casé cuando tenía tu edad, pero hace cuatro años él falleció…” No me lo esperaba. Agarré su mano y apreté con fuerza. No podía imaginarme cómo se podía pasar ese dolor y seguir adelante. El simple pensamiento de perder a mi chico me dejó por un momento sin respiración. No quise preguntar nada más y seguimos las dos allí durante un rato, viendo pasar gente, y el tiempo.

6 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Valas Rod dice:

    Un momento café.. un momento intenso. Me ocurre con el aroma del café y sobre todo el aroma que deja la lluvia… Me intensifican los sentimientos. Auténticos potenciadores de las reflexiones y emociones. Me encanta ^^ Gracias, genial como siempre.

    Le gusta a 1 persona

    1. Valeria dice:

      Es verdad, hay momentos que saben distinto y se acentúan. Me alegra q los disfrutes, gracias a ti.

      Le gusta a 1 persona

  2. Sexticles dice:

    Como yo siempre digo, y tu siempre haces … No dejes para mañana lo que puedas disfrutar hoy.
    El trabajo, los quehaceres diarios, seguirán esperándote mañana si no los haces hoy, lo que hoy no disfrutes, por mucho que disfrutes mañana, ya no lo podrás disfrutar, porque ya habrá pasado su momento.

    Le gusta a 2 personas

    1. Valeria dice:

      Es verdad, hay que aprovechar el día y disfrutar todo lo que no hace que seamos quienes somos!!!

      Le gusta a 1 persona

  3. LaJuguetera dice:

    Nunca nadie quiere oir que, la otra persona con la que comparte su vida en todos los aspectos, pueda faltar algún día. La vida es dura, pero es así. Por eso, hay que disfrutar de cada minuto y de cada segundo, porque no sabremos lo que nos tocará mañana. No te angusties por cosas que no han pasado, no te angusties por pensamientos sino por hechos. ¡Feliz día preciosa!

    Le gusta a 1 persona

    1. Valeria dice:

      Tienes toda la razón aunque a veces no puedo evitar ponerme melancólica pensando en el futuro. Hay que disfrutar los momentos y las personas. Gracias, espero q tú tb tuvieras un buen día, besitos vecina!!!

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s