Braguitas lavanda.

Poco a poco los platos fueron cogiendo forma, desde las salsas agridulces más elaboradas, hasta los salteados más sencillos. Me encantaba sentir la piel impregnada de olores, exótica, como salida de un libro de recetas y, aunque no es aconsejable, me volvía loca estar así, en braguitas por la cocina, sintiendo los vapores rozar mi…