Cúlmen del romanticismo.

El amor es incondicional. Cosas que antes te molestaban en otras personas, pasan a ser una de las tantas razones que te enamoran de ese ser especial con el que decides compartir tu vida, sin que importe nada más. Así, pequeñas rutinas como hacer pis en compañía, desayunar juntos con las legañas puestas o que…